Mi perro tiene pulgas, ¿qué hago?

Si un perro se rasca de forma continuada, puede tener pulgas.

Si un perro se rasca de forma continuada, puede tener pulgas.

Es primordial usar un método de prevención, como los collares o las pipetas, ya que una sola picadura de pulga puede desencadenar una reacción alérgica en el animal bastante grave

Escrito por Rocío R. Gavira | Twitter: @RocioRGavira

Las buenas temperaturas despiertan la actividad de insectos que pueden perjudicar a los perros: los parásitos, de los que ya hablamos a rasgos generales en un artículo anterior (pincha aquí). En los próximos días profundizaremos en cada uno de ellos para saber cómo afectan a nuestro amigo de cuatro patas y cómo tenemos que actuar. Las pulgas son las primeras protagonistas. Pero antes te propongo un juego: ¿Qué sabes sobre los parásitos en los perros? La veterinaria Lucía Machuca Arenas, del Centro Veterinario Parapequeños de Granada (Twitter: @ParapequenosCv), lanza estas preguntas:

 

Y bien, ¿cuál ha sido tu resultado? Tranquilo, si no has acertado demasiadas, estos artículos te ayudarán. Ahora, vamos con las pulgas.

Las pulgas son un minúsculo insecto no volador, de color oscuro, que vive sobre su ‘comida’ y es muy ágil. Se desplaza muy rápido por el pelo del perro y puede saltar hasta 18 centímetros hacia arriba o 33 hacia delante. Aunque hay pulgas durante todo el año, la mayoría de las especies pasa el invierno en estado de larva o pupa, de modo que no son capaces de morder al perro para chupar su sangre. Con la llegada del calor, se preparan para atacar y reproducirse. “La hembra, tras alimentarse de sangre, deposita entre 15 y 20 huevos por día hasta 600 en toda su vida. Los huevos depositados sueltos en el pelaje del perro caen en su mayor parte por todos sitios, especialmente donde el hospedador descansa”, explica la veterinaria Lucía Machuca que resuelve las siguientes cuestiones al respecto.

pulgas– ¿Cómo sabemos que nuestro perros tiene pulgas?
– Normalmente un perro o gato con pulgas se rasca de forma continuada. No es fácil verlas, son muy rápidas y si el animal tiene pocas es complicado localizarlas. El pelo de los animales es como una selva con muchos sitios para esconderse.

– ¿Cómo afectan las pulgas a nuestro perro?
– Se suben, pican y se reproducen encima de nuestras mascotas. Su ciclo de vida está ligado completamente al huésped.

– ¿Son peligrosas?
– Además de las enfermedades que trasmite, como la rickesiosis, o la transmisión de parásitos internos (Dipydilium caninum), provoca grandes eritemas a los animales que se sensibilizan frente a su saliva ocasionando dermatitis alérgica por picadura de pulga. En estos casos, una sola picadura de una pulga puede desencadenar una reacción alérgica en el animal bastante grave.

– Cuando nos damos cuenta de que nuestro perro tiene pulgas, ¿qué hacemos?
– Lo mejor, prevenir y no esperar a que el animal ya esté infestado. Siempre es mejor y más barato prevenir que curar. Cuando un animal ya tiene pulgas, además de tratarlo a él, tendremos que tratar el ambiente en el que vive. Este punto es clave para conseguir acabar con las pulgas, ya que las pupas (pulgas inmaduras) pueden vivir aletargadas durante mucho tiempo en textiles como alfombras o sofás.

– ¿Qué métodos recomiendas para prevenir que nuestro perro no tenga pulgas?
– Lo más efectivo es usar collares, pipetas o tratamientos orales antes de que el animal se infecte. En cualquiera de los métodos hay que ajustarnos al prospecto del medicamento. En las pipetas por ejemplo, es muy importante una buena aplicación, siempre en contacto con la piel, ya que si el producto se queda en el pelo no se alcanzará la eficacia deseada. Algunos collares necesitan estar en contacto con la piel y otros estar algo “sueltos” para que el roce con el cuello haga que salga el producto desde el interior del collar.

pulga3

Y en caso de que las tuviera, ¿cuál es el mejor tratamiento para quitárselas?
– Lo mejor es actuar rápidamente para interrumpir el ciclo y evitar la puesta de huevos lo máximo posible. Tratamientos de presentación oral como Nexgard (Afoxolaner) o Confortis (spinosad) hacen que empiecen a acabar con ellas a la media hora, consiguiendo su mayor efectividad de entre dos y cuatro horas, por lo que a este tiempo, el producto habrá producido la mayoría de muerte a las pulgas.

Información relacionada

Cuidado: los parásitos amenazan a tu perro en primavera

2 comentarios en Mi perro tiene pulgas, ¿qué hago?

  1. Yo mismo
    30 mayo, 2015 at 6:04 pm (2 años hace)

    ¿Que tal el Imidacloprid para las pulgas y el Butox para las garrapatas? Nos ahorraríamos una buena ‘pasta’…

    Responder
    • Parapequeños c.veterinario
      31 mayo, 2015 at 8:13 pm (2 años hace)

      Buenas tardes, el imidacloprid es una molécula muy adecuada para pulgas, se puede usar tanto en perros como en gatos. La presentación en pipetas es Advantage de Bayer, lo malo es que no tiene acción o muy poca efectividad en garrapatas. El butox es un producto para ganado, y aunque su componente principal es la deltametrina, usada en collares como scalibor, no tiene indicación para perros ni gatos, por lo que no tiene estudios de seguridad para la aplicación en estas especies.

      Responder

Responder